- Sobre Londres - https://sobrelondres.com -

Un rincón sosegado en plena ciudad

Bunhill Fields, en el distrito de Islington, es un lugar de descanso y respiro dentro del ajetreo de la gran ciudad, con su frondoso parque poblado de plátanos, robles y tilos donde anidan aves silvestres como urracas y lechuzas. Es lugar preferido por los turistas y también por los moradores, y es común ver, en días de buen tiempo, personas que trabajan en las inmediaciones que van a Bunhill durante la pausa del mediodía para almorzar al aire libre y hasta echarse una siestita a la sombra de los árboles.

Bunhill Fields queda en 38 City Road, Shoreditch, EC1Y 1AU. El lugar tiene además un significado histórico y religioso porque fue durante siglos cementerio de disidentes. En efecto, fue allí donde se sepultaba en tierra no consagrada a los anti conformistas y en general a toda persona que moría fuera de la Iglesia de Inglaterra por lo que no era admitida en el camposanto; se utilizó para estos fines hasta 1855 más o menos, después pasó a ser un espacio verde.

Durante la Segunda Guerra Mundial fue dañado por las bombas alemanas, y reconstruido en 1960; actualmente la mitad es parque y el resto es un cementerio cercado. El nombre Bunhill viene de “Bone Hill”(“colina de los huesos”), que seguramente alude a un enterratorio sajón que existió en ese lugar.

En Bunhill Fields se pueden visitar las tumbas de personalidades como el poeta William Blake y su esposa Catherine, el teólogo puritano John Owen, el escritor Daniel Defoe, autor de “Robinson Crusoe”, John Bunyan, autor de “El progreso del peregrino”, Isaac Watts, autor de himnos y considerado padre de la himnología, entre muchos otros.

Al lado de Bunhill Fields se encuentra el Quaker Burial Ground, también conocido como los Quaker Gardens, cementerio de los cuáqueros londinenses desde el siglo XVII. Se halla igualmente rodeado de jardines, y su cuidado corre por cuenta de los Cuáqueros. El principal monumento es la tumba de George Fox, fundador de los Cuáqueros.

Y cruzando la calle, encontrarás la Wesley’s Chapel, que es la tumba, capilla y casa de John Wesley, fundador del Metodismo, de quien dice la leyenda que previó alinear su capilla de modo que quedara en línea recta con la tumba de su amada madre.

Para ir a tomar algo después de este paseo, te propongo The Bricklayers Arms, 63 Charlotte Road (Shoreditch, EC2A 3PE) a sólo siete minutos de camino. Es un pub de ambiente bohemio, semiescondido en un callejón empedrado; las bebidas tienen precios razonables, y el restaurante del piso de arriba sirve apetitosos platos de la cocina tailandesa y la tradicional británica.

Foto Vía: Flickr por ewan-m