El Parque de Crystal Palace

Crystal Palace

El Crystal Palace Park es uno de los principales parques públicos de Londres. Pertenece a la época victoriana, y está situado a mitad de camino a lo largo de la cordillera de Norwood, en uno de sus puntos más altos, por lo que brinda magníficas vistas panorámicas. Te interesará saber que forma parte de los circuitos de caminatas, y uno de sus atractivos es el avistamiento de aves, que abundan especialmente en las arboledas que rodean la cafetería y la zona de juegos.

A lo largo de su historia, el Parque ha tenido muchos usos; sirvió como sede del equipo de fútbol inglés Crystal Palace, del club de cricket local, y alguna vez se usó incluso para carreras de motos.

Dentro del Parque se halla lo que queda del Palacio de Cristal, una gran construcción de hierro y vidrio que se utilizó para albergar la Gran Exposición de 1851, y que en 1936 fue destruida por un incendio. Actualmente está en discusión la posibilidad de construir en su lugar un nuevo edificio, o si es mejor que quede como está.

Otro de sus atractivos, en especial para los niños, son las cinco esculturas de dinosaurios semiocultas entre los árboles que rodean el lago. Se trata de modelos a tamaño natural, realizados por el escultor Benjamin Waterhouse Hawkins, de los animales fósiles que en la época de la creación del Parque eran un descubrimiento reciente; en el año 2003 las esculturas de dinosaurios fueron restauradas.

Pero aún hay más. El Crystal Palace Park alberga también una granja cuyas instalaciones están abiertas a los miembros de la comunidad local interesados en capacitarse en el cuidado de animales. Además ofrece visitas de un día para los niños de las escuelas locales. Durante la visita los niños pueden conocer, mirar y tocar a algunos de los animales, que son los habituales animales de granja, como cabras, pollos, ponis, algunos roedores como conejos y conejillos de Indias, y también especies exóticas, como reptiles.

Las visitas permiten a los niños ver cómo funciona una granja urbana, conocer a los animales y aprender cosas útiles de una manera divertida; también se pueden utilizar para enseñar todos los aspectos del plan de estudios a través del aprendizaje sobre los animales, su cuidado, y la vida sostenible en la ciudad. Si habéis decidido venir de visita, visitar una granja es una valiosa experiencia para comprender cómo la acción del ser humano afecta el entorno, y cómo se organizan los ciclos naturales, los cambios estacionales y el equilibrio ecológico.

También hay cursos de tiempo completo que incluyen cuidado de los animales, horticultura, arboricultura y medio ambiente, destinados a adolescentes de 16 a 18 años, aunque también admiten solicitantes mayores. Es una idea muy buena que tal vez podría ponerse en práctica en muchas otras ciudades.

Foto Vía: Geograph.org por Julian Osley

Imprimir

Etiquetas: , ,

Categorias: Que ver en Londres



También te interesará...

Deja tu comentario